Buscador:

30 sept. 2011

Este año el comercio electrónico crecerá en la Argentina casi un 50%


Hace 10 años los primeros clientes del comercio electrónico en la Argentina sólo entraban en Internet para mirar la escasa oferta existente. Hoy no sólo visitan los escaparates “online” sino que compran a un ritmo mayor, a tal punto que este año la facturación del sector crecerá un 48% respecto a 2010, cuando alcanzó los 7.755 millones de pesos.
La cifra fue compartida por Patricia Jebsen, presidente de la Cámara Argentina de Comercio Electrónico (CACE), durante una conferencia de prensa en el “e-Commerce Day Buenos Aires”, una jornada sobre esta actividad que reunió a un millar de empresarios y ejecutivos y profesionales de los negocios basados en la Red.
De los 25 millones de argentinos que utilizan Internet, 8,5 millones compran a través de la red, indicó Jebsen.
La conferencia que reunió a un millar de participantes se concentró en 3 ejes fundamentales que llevarán el comercio electrónico argentino a otro nivel: cómo potenciar las ventas a través de las redes sociales, la llegada de la e-wallet y los negocios transfronterizos.
Marcos Pueyrredón, presidente del Instituto Latinoamericano de Comercio Electrónico (ILCE), explicó la finalidad de esta serie de actividades que se llevan a cabo en diferentes capitales de América latina: “hay que generar mayor oferta, porque la demanda está”. Para este empresario, se trata del talón de Aquiles del sector.
¿Cuáles son los obstáculos para generar mayor oferta? La ausencia de una decisión de inversión en sistemas y recursos por parte del retail, señaló Jebsen. Y en el caso de las pequeñas y medianas empresas (pymes), son falta de capacitación.
La meta en ese sentido es que todos los catálogos de los comercios físicos estén disponibles en línea.
Pueyrredón aclaró que “hoy están todos los servicios de pago y logística” disponibles, es decir, no se trata de una carencia tecnológica.
Para este empresario, se trata de “cambiar el ADN de la empresas, del modo de relación con el cliente, porque se debe atender y vivir en el mercado ‘online’”.
Incluso, el cliente que busca en un negocio real y luego consulta el sitio web de ese mismo comercio sin buscas lo mismo.
Jebsen señaló que pese a esta falencia, este año “las proyecciones se rompen para arriba”, en línea con lo que ocurre en el resto de América latina, donde el crecimiento será en promedio del 35%.
¿Quiénes impulsan esta suba además de la demanda? La llegada de las pequeñas y medianas empresas (pymes) al “e-commerce”, dijo Jebsen.
“La base de este crecimiento se debe a que las empresas, principalmente pymes, han tomado conciencia de que Internet es un recurso muy útil a la hora de incorporar un nuevo canal para llegar al mercado, que complementa los canales tradicionales”, agregó Pueyrredón.
La empresaria destacó el rol de los sitios web que ofrecen cupones de descuento, porque permiten el ingreso de nuevos actores comerciales, pequeños en volumen. Hay 30 “cuponeras” de las cuales 10 están asociadas a la CACE.
Redes y marcasEn la conferencia de prensa, Nora D’Alessio, de la consultora D’Alessio Irol, informó los resultados de una investigación entre 1.600 usuarios de Internet en 9 países de la región, acerca de las redes sociales y las marcas.
De acuerdo a la investigadora, de los 21 millones de cibernavegantes mayores de 16 años que hay en la Argentina, 19,7 millones utilizan redes sociales.
La participación en estos espacios, como Facebook, Twitter y Sonico es altísima, pero no sólo entre los jóvenes.
Por ejemplo, los usuarios de Internet de entre 16 y 24 años están todos en redes sociales, y también el 83% de los mayores de 54 años que utilizan la red.
El 71% de quienes están desde hace más de un año en Facebook o espacios similares visitan a diario sus perfiles, y lo mismo pasa en el 61% de quienes hace menos de un año ingresaron a este mundo virtual.
Sin embargo, la consultora reparó que el 77% de los usuarios de las redes sociales en la Argentina ingresan sólo para tomar contacto con sus amigos y conocidos, no para entablar relaciones con desconocidos.
Pero la investigadora reconoció que los 8 millones de usuarios restantes, un 23%, “generan mucho ruido” porque integran “10 o más redes”.
D’Alessio destacó que “mientras muchas empresas se preguntan so deben entrar a las redes, sus clientes ya dieron ese paso y están utilizándolas para conocer productos, consultar, compartir opiniones y hacer reclamos”.
Impacto socialPero el “e-commerce” no solo genera negocios sino también trabajo. El 13% de los empleos que genera el comercio electrónico en la Argentina es ocupado por personal con perfil técnico, según datos de la CACE.
El sector ocupa más de 100 mil puestos directos, es decir el 1% de la población económicamente activa, pero sólo el 13% de este número tiene perfil técnico.
Pueyrredón apuntó que el mercado necesita especialistas en servicios que acompañen el crecimiento del comercio electrónico más allá de los aspectos tecnológicos, es decir, profesionales en áreas de atención al cliente y administración de ventas a través de Internet.
Así se puede comprobar por ejemplo en los sitios de búsquedas laborales, donde abundan los pedidos de “community manager”, especialistas en optimizador de búsquedas y responsable de publicidad en línea.
RopaUn ejemplo del crecimiento del sector lo de la indumentaria. Según un estudio realizado por la CACE, la ropa de vestir y deportiva es uno de los rubros más vendidos a través de Internet.
Ocupó el séptimo lugar en nivel de consumo “online” de los argentinos con 210 millones de pesos vendidos en 2010, luego de otros rubros como pasajes y turismo, electrónica y telefonía.
“El modo de comprar ha cambiado y está a la vista. Vender moda por Internet es vender la prenda, más tendencia, información y tecnología”, manifestó Agustina Maggio, fundadora de thenetboutique.com.
Malu Estévez, fundadora de deluxebuys.com, aseguró: “El cliente busca variedad en la oferta de productos y bajos precios”.
“Hoy en día los límites geográficos desaparecen, la competencia se vuelve global, los actores ya no son locales y la reglas del juego cambian. En este contexto quien gana es el consumidor, que decide qué, cuándo y a través de qué canal consume”, aseguró Omar Vigetti, gerente corporativo de comercio electrónico del Grupo Cañuelas.

No hay comentarios: