Buscador:

8 may. 2010

YouTube llegaría este año a la Argentina

Fuente: La Nacion.

Su mamá era argentina, de Vicente López. Su papá, neoyorquino y diplomático. Se conocieron en una embajada hace 37 años y de este matrimonio internacional nacería Victoria Grand, que a sus 36 años está a cargo de las comunicaciones de YouTube ( www.youtube.com ), uno de los fenómenos más relevantes que Internet ha provisto a la aldea global, y uno de los que más incomodan a los gobiernos autoritarios.
Esta nativa de Washington admite que, pese a su madre argentina, su español no es muy bueno.
-Me falta vocabulario -pronuncia con perfección y un raro acento por momentos porteño, por momentos ibérico-, siento que hablo como un chico de 7 u 8 años.
Así que continuamos en inglés.
-¿Cuánto hace que trabajás para Google?
-Tres años y medio. Ya era abogada antes, y trabajaba en una empresa aburridísima. Un día vi algo sobre Google y me postulé. Empecé trabajando en privacidad y políticas. Luego pasé a YouTube.
En los papeles, Victoria es la directora de Comunicación Global y Asuntos Públicos de este sitio para compartir videos fundado en febrero de 2005 por Steve Chen, Chad Hurley y Jawed Karim, y que se convirtió en subsidiaria de Google en noviembre de 2006, cuando el gigante lo adquirió por 1600 millones de dólares.
-¿Tendremos YouTube en la Argentina en algún momento de este año?
-Espero que sí -dice, y golpea los nudillos sobre la mesa. Significa Toco madera ( Knock on wood , en inglés).
-¿Tan así? -pregunto, señalando el gesto de los nudillos sobre la mesa. Asiente y se ríe. Le digo: -¿Por que viene YouTube a la Argentina?
-Porque YouTube es muy popular aquí, el servicio está andando muy bien en la Argentina y queremos continuar expandiéndolo, ser capaces de monetizarlo, de añadir publicidad local y de poner contenidos hechos por argentinos en la portada, cosa que no ocurre ahora, que está centrada en Estados Unidos.
¿Qué significa que al sitio le va bien en el país? En números, que tiene 2 millones de usuarios suscriptos que entran a YouTube al menos una vez a la semana. Una cifra significativa, considerando que todavía no hay versión local del servicio, sobre todo si se la compara con los 12 millones de suscriptos de Brasil, que sí tiene la edición propia y una población significativamente mayor. Otro dato claro de la cantidad de argentinos que usan YouTube: el 10% de todo el tráfico de datos de América latina hacia el sitio proviene de nuestro país.
-¿Gana dinero YouTube hoy?
-Somos una unidad de negocios dentro de Google, y no podemos decir si es rentable o no, ni vamos a poder decirlo en el futuro, pero sí te puedo decir que nos está yendo mucho mejor.
-¿Comparado con qué?
-Con el año pasado. Tenemos más publicidad en la portada, más avisos en los videos, más partners , el negocio está yendo bien. Tenemos cuatro modos de monetizar YouTube, básicamente. Avisos en la portada...
-Al revés que Google.
-Exacto. Segundo, avisos cuando se hacen búsquedas, con adwords .
-A la manera de Google.
-Así es. La tercera es por medio de avisos dentro de la pantalla misma de los videos. Y la cuarta es por asociaciones con partners.
YouTube también ha empezado a experimentar con el alquiler de videos. Le pregunto a Victoria si ya tienen idea de cómo va a funcionar ese modelo.
-Aún no, es demasiado pronto para decirlo.
Banderas, denuncias y video -¿Cómo es la relación de YouTube en este momento con el gobierno argentino, considerando que es un sitio donde aparecen videos muy críticos?
-Tener un diálogo abierto con todos es parte de la política de Google...
-¿El gobierno nunca se comunicó con ustedes porque alguien había puesto un video muy incómodo en YouTube?
-No voy a comentar sobre países específicos -se excusa-, pero te voy a decir cómo es nuestra política, brevemente. Veinticuatro horas de video son subidos a nuestro sitio a cada minuto, y tenemos casi 2000 millones vistas de videos por día. Y la idea es que nada de eso sea premoderado, visto previamente por nosotros; sería como si las telefónicas quisieran oír cada conversación...
-No es que no quieran hacerlo, es que no pueden.
-No queremos y no podemos.
-¿Acaso podrían, si quisieran?
-No, no funcionaría a esta escala, pero tampoco ha sido parte de la historia de YouTube, ni siquiera cuando éramos pequeños. Así que la idea es no premoderar nada y que la comunidad (de usuarios) identifique los videos que pudieran no ser adecuados. Para eso tienen una bandera (un botón con el icono de una bandera, abajo del video, a la derecha). Recibimos miles de banderas cada día, las revisamos y decidimos qué hacer de acuerdo con nuestros lineamientos. Por ejemplo, que no sea pornografía, que no viole derechos de propiedad intelectual... Así como recibimos banderas de los usuarios podemos recibir pedidos específicos de los gobiernos sobre un video, y en ese caso vamos a decidir si el material viola las leyes de ese país, y sobre esa base, considerando un video específico, tomaremos la decisión de removerlo o de dejarlo en línea. Es decir que podemos tener usuarios diciendo que tal o cual video es inapropiado, o gobiernos que nos digan que es ilegal.
Interviene Robert Boorstin, con quien un rato antes he tenido una charla sobre Google en China y otros asuntos. Dice:
-Remover o dejar un video es una decisión individual muy difícil. Por ejemplo, estuvo el caso de un activista de derechos humanos egipcios que colocó en YouTube un video de gente siendo torturada dentro de una cárcel de Egipto. El video se sacó de línea porque la comunidad opinó que no debe mostrarse violencia. Pero luego lo volvimos a poner en YouTube porque la meta del video no era mostrar violencia, sino ser un documental de lo que le pasa a los oponentes al gobierno en ese país.
Para ilustrar esto, Victoria me muestra en su notebook un video de YouTube donde se ve una persona siendo sometida a tortura:
-Recibimos videos como éste todo el tiempo -señala, mientras los gritos llenan la habitación donde estamos charlando-, pero en este caso, si mirás acá arriba, la persona que lo subió lo etiquetó correctamente, y por eso sabemos que no se trata de exhibir violencia o de amenazar a la gente, sino que es un documental. Si la intención fuera amedrentar, entonces lo removeríamos.

No hay comentarios: