Buscador:

17 sept. 2014

La aplicación Instagram sucumbe y comenzará a mostrar publicidad

La aplicación Instagram era una de las pocas que, pese a ser una de las más utilizadas en todo el mundo para compartir imágenes, se había resistido a mostrar publicidad en su contenido. Y, eso, que hace ya un tiempo fue comprada por Facebook por una cantidad de mil millones de dólares. El caso, es que se mantenía como esa “pequeña aldea gala” de los cómics de Asterix en lo que se refiere al incluir anuncios.

Pues bien, la resistencia parece que se ha terminado y no con el éxito que los usuarios podrían esperar, ya que la propia compañía que desarrolla la aplicación ha comunicado que en unas pocas semanas se comenzarán a mostrar anuncios en su desarrollo (y, posiblemente, esto incluya espacios patrocinados). Además, se ha indicado que el primer país en el que esto será así es Reino Unido para, a continuación, que en otras regiones vaya llegando la publicidad -también se han mencionado a EEUU, Canadá y Australia… pero lo normal es que esta decisión se globalice con el paso de no mucho tiempo-.

Un detalle curioso sobre el anuncio es que este lo ha publicado la propia Instagram lanzando una imagen en su aplicación, como no podría ser de otra forma. El caso es que la decisión está tomada y es oficial, por lo que a partir de este momento lo que cabe pensar es si la forma en la que aparecerán los anuncios será muy intrusiva, pero lo cierto es que tiene “cerca” a Facebook, lo que le permitirá aprovecharse de su amplia experiencia… ya veremos si para bien o para mal.

Que sucediera esto era sólo cuestión de tiempo

Pese a la resistencia que se ha mostrado por parte de Instagram, lo cierto es que parecía bastante claro que la llegada de la publicidad era sólo cuestión de tiempo. E, incluso, más de uno estaba sorprendido del gran aguante que ha tenido esta aplicación a la hora de resistirse ante lo que finalmente se ha producido. La razón para pensar así no es otra que su rentabilidad no estaba muy clara -y más conociendo lo que hemos dicho que pagó Facebook por ella-, ya que para utilizar Instagram no hay pagar nada por descargarla y, además, tampoco permite hacer compras en el interior del desarrollo. Por lo tanto, la publicidad es la opción más viable y lógica a implementar.

El caso es que definitivamente, si eres de los que utilizas esta aplicación para compartir en imágenes los momentos más importantes de tu día a día, debes saber que en no mucho verás anuncios en ella… y no será un fallo ni nada parecido. Simplemente, se busca la máxima rentabilidad posible en Instagram y, antes que cobrar por utilizarla o descargarla (lo posiblemente sería cavar su tumba), se ha decido incluir anuncios. El tiempo dirá si esta es una solución adecuada, y si no se pierden usuarios por este motivo.

No hay comentarios: