Búsqueda personalizada

23 de oct. de 2009

Batiburrillo gripal

Fuente: El Mundo.

Como siempre ocurre cuando un gran acontecimiento sacude la Red, aparecen innumerables compañías y particulares dispuestos a aprovechar la situación. En el caso de la gripe A, Internet ha canalizado información, teorías conspiratorias, herramientas diversas y necesarias dosis de humor.

Desde el primer día, el virus H1N1 captó la atención mundial. A través de Google Insights, una herramienta que permite analizar los cambios en una búsqueda a lo largo del tiempo, se aprecia cómo en abril se desató el interés por el término 'gripe A' y en menos de un mes las búsquedas se multiplicaron por veinte. Llegaron a su máximo entre el 28 de junio y el 4 de julio, y en la actualidad han vuelto a niveles de abril.

Este interés en los buscadores -también por 'H1N1', entre lo más buscado en todos los idiomas- se traduce en visitas. Por eso todo el mundo trata de alcanzar los primeros puestos en los resultados. Pero en esta ocasión, la carrera la han ganado los sitios informativos y los organismos oficiales: la Wikipedia, el especial de la agencia Reuters, el CDC estadounidense, la OMS o Flu.gov, son los sitios de referencia para informarse sobre la pandemia.

Otro sitio destacable es Flu Trends, de Google, una herramienta que, basada en la fluctuación de ciertas búsquedas, predice con bastante acierto la actividad gripal en el mundo. Ahora mismo se puede apreciar cómo en Europa ha bajado la intensidad, que ha aumentado en Norteamérica, donde acaba de comenzar la campaña de vacunación contra la gripe.

Las 'fiestas de la gripe A' son otro fenómeno que ha tomado impulso en Internet pero que no ha llegado con fuerza a la vida real. La idea es sencilla: si alguien cae enfermo, encerrarse con él para contraer la enfermedad e inmunizarse. En Facebook hay un grupo con cientos de personas dedicado a esta peculiar actividad y gestionado con mucho sentido del humor.

El reino de la conspiración es YouTube. Sólo clasificados con el término 'H1N1' hay más de 31.000 vídeos. Aunque el más popular es uno en el que se describen los síntomas de la enfermedad, la mayor parte cuestionan la eficacia de las vacunas, tratan de desmontar los mitos de esta pandemia o dicen, directamente, que quien no tome los medicamentos acabará deportado.

Incluso es posible jugar a salvar el mundo del H1N1: 'Swinefighter' invita al internauta a acabar con el virus a base de agujas mientras 'The Great Flu' es una opción mucho más refinada y 'Pandemic' se ha convertido ya en todo una clásico entre los minijuegos de catástrofes. Y es que, aunque de momento no hayan hecho falta héroes, mejor estar bien entrenados.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...